En estos últimos seis meses, el MNAC (Museu Nacional d’Art de Catalunya) ha estado trabajando en la remodelación de su colección permanente de arte moderno para dar un nuevo enfoque a las salas de este periodo artístico tan importante en Cataluña. La exposición está dividida en cuatro ámbitos temáticos: La ascensión del artista moderno, Modernismo(s), Novecentismo(s) y Arte y Guerra Civil.

Aprovechando esta renovación, el museo ha decidido sacar a la luz una gran cantidad de obras, cerca de 900, que hasta ahora se encontraban en el almacén.  Algunas de estas nuevas obras corresponden a la sala que muestra el papel de las academias en el aprendizaje del artista moderno mediante el estudio riguroso del desnudo y la anatomía.

En dicha sala se exponen dibujos y pinturas de artistas como Antoni Fabrés, Antoni Caba o Isidre Nonell, además de diversas fotografías, técnica que tendrá una gran influencia para los artistas modernos en su búsqueda de una visión realista en contra de la idealización clásica.

Podéis visitar la nueva disposición de arte moderno de forma permanente. Para más información podéis visitar la web del museo.